Lo que NO hacen las personas mentalmente fuertes